Retracción de encías: ¿por qué sucede? Y ¿cómo puede solucionarse?

La retracción de las encías es una patología bastante más común de lo que se puede llegar a pensar. Este tipo de afecciones suele generar inconvenientes estéticos en quien presenta esta problemática, logrando una alteración notoria en el paciente.

En este artículo de Am Odontología queremos ponerte al tanto de todo lo que debes saber sobre esta problemática, por qué sucede y si es que se puede solucionar.

¡Ponte cómodo y disfruta de este interesante artículo!

¿Qué es la retracción de las encías?

La retracción de las encías consiste en una pérdida del hueso o de la encía, lo cual deja al descubierto parte de la raíz de los dientes. Además de las consecuencias funcionales de esto también hay consecuencias estéticas que el paciente tendrá casi sin poder evitarlo.

Algunos profesionales adjudican el retraimiento de las encías como un signo de envejecimiento, pero no es así. La retracción de las encías es un proceso gradual que las personas podemos sufrir sea cual sea nuestra edad. 

Es de suma importancia saber que una vez que se pierde la encía ya nunca se recuperará la forma natural de la boca.

¿Qué tipos de retracción existen?

Podemos categorizar la retracción de las encías, también llamada recesión gingival en cuatro categorías:

  • Categoría I: se da cuando la rescisión de los tejidos marginales no alcanza la línea mucogingival.
  • Categoría II: tipo de recesión donde los tejidos marginales se extiende o se amplía más allá de la unión mucogingival, pero sin pérdida de tejidos blandos o hueso.
  • Categoría III: en esta categoría los tejidos marginales se extienden o van más allá de la unión mucogingival, pero esto produce la pérdida de la inserción periodontal en el área interdental o también ocurre por mala posición dentaria.
  • Categoría IV: en este caso, la recesión de los tejidos marginales se extienden o van más allá de la unión mucogingival con pérdida severa de hueso o tejido blando en el área interdental y con severa malposición dental. Esta es la categoría más complicada en los casos de retracción de encías.

¿Cuáles son las causas por las que se retraen las encías?

Como en la mayoría de las patologías, pueden ser muchas las causas por las que una persona tenga retracción en las encías. Algunas de estas causas son las siguientes:

  • Ortodoncia convencional: a veces, como consecuencia de los brackets convencionales o de los aparatos para la ortodoncia puede ocurrir que los pacientes que los tienen al cepillarse en exceso logren provocar la retracción de las encías. Por este motivo, muchas veces es recomendable la ortodoncia invisible.
  • Malposición dentaria: la mala alineación de las piezas dentales puede ser otro posible causante para que las encías se muevan de su posición. En parte, esto ocurre por el contacto inadecuado de las arcadas superiores e inferiores al morder, favoreciendo la retracción.
  • Cepillado agresivo de los dientes: muchas veces las personas escogen mal su cepillo de dientes y este debería ser un tema de conversación con nuestro dentista, ya que este nos dará el indicado según nuestros requisitos. 

Sin embargo, la utilización de cepillos duros, en mal estado o tal vez por la forma en que cepillamos nuestros dientes, hace que las encías tiendan a retraerse. Es importante recordar que no se recomienda el cepillado circular, sino que lo más indicado es hacerlo de encía a diente y no al revés. Es importante que este tema sea tratado con el especialista así se podrá determinar la manera correcta de hacerlo y cuál es el cepillo que conviene más según cada caso.

  • Inflamación o sangrado de las encías: a veces las encías se inflaman o sangran de manera un tanto habitual y este sangrado es producto de la placa bacteriana. Si no se resuelve esta problemática, este sangrado o inflamación podría desencadenar en la retracción de las encías.
  • Tabaco: además de ser nocivo para la salud, si fumas tienes más posibilidades de padecer la retracción de tus encías. ¡Ten mucho cuidado!
  • Periodontitis: esta enfermedad producida por una infección fuerte puede dañar el tejido y el hueso que sostiene el diente en su posición, provocando que la pieza dental se suelte o afloje, e incluso pudiendo hacer que se pierda la pieza.

Por último, hay otros elementos a tener en cuenta como son el bruxismo que es cuando el paciente aprieta involuntariamente los dientes cuando duerme, estos elementos pueden ser factores que ayuden a esta patología. En algunos estudios también señalan el uso de los piercings como un factor que influye en la retracción.

Efectos secundarios en la retracción de las encías

Entre los efectos colaterales que tiene la retracción de las encías está el riesgo mayor de contraer caries debido a que el cemento de la raíz es muy susceptible haciendo muy compleja su restauración, lo cual favorece al crecimiento de caries. 

Otro de los efectos secundarios es el aumento de la sensibilidad dental debido a que la raíz del diente es muy sensible a los cambios de temperatura, por lo que al dejar esta zona mucho más expuesta pueden aumentar las molestias a raíz de la sensibilidad dental.

¿Se puede corregir la retracción de las encías? ¿Cuál es la mejor forma de tratarlo?

La respuesta más sencilla sería no, como hemos mencionado al principio una vez que se produce la retracción de la encía esta no vuelve a su posición normal. Sin embargo, se puede tener en cuenta algún tipo de tratamiento de mejora específica que modifique en una pequeña parte esta problemática.

Para comenzar a tratar esta patología lo que se deberá hacer primero es eliminar el causante y posteriormente se podrán mejorar las condiciones de nuestra boca con técnicas de reposición de tejido gingival o injerto de encía.

El tiempo como factor importante

Cuanto antes realicemos esta reconstrucción será mejor para el paciente, por lo cual se recomienda acudir pronto al dentista y poder tener una exhaustiva evaluación que determine la gravedad del problema.

Otras maneras de tratarlo

Dependiendo de cuál sea tu caso el dentista puede sugerirte un alisado radicular o un raspado.

Primero se buscará eliminar toda la placa y el sarro endurecido encima y debajo de la línea de la encía, donde la encía se une al diente. Luego, se realiza el alisado radicular que consiste en encontrar las raíces de los dientes para poder ayudar a que las encías vuelvan a estar fijas en los dientes. Para este procedimiento se podrá utilizar anestesia local y hacerse en una o más visitas.

En caso de que realices este tratamiento, tendrás las encías enrojecidas e hinchadas durante algún tiempo y hasta puede que te duelan o molesten debido al aumento de la sensibilidad al que puedes mejorar con algún tipo de pasta especial o enjuague bucal. Esto debes consultarlo con tu dentista para atender sus recomendaciones específicas.

En Am Odontología nos preocupamos por tu salud dental

Dicen que la mejor manera de cuidar nuestra boca es prevenir, por eso te recomendamos que no dejes de realizar tus visitas periódicas con tu dentista y que diariamente cuides tu boca de la mejor manera. 

Como has leído en el artículo esta es una problemática sin solución total, hay métodos para poder reducir las consecuencias de esta patología. Recuerda tenerlos en cuenta y así preservar tu salud bucodental, esto hará que no sufras de problemas indeseados.

Si quieres saber más sobre este y otros temas o si tienes algún tipo de duda, en Am Odontología estaremos encantados de poder ayudarte. Solicita tu cita con nosotros y ven a conocernos.

¡Te estaremos esperando para ofrecerte la mejor atención y solución a tus problemas bucodentales! 

Otros artículos relacionados

  • La enfermedad periodontal12 mayo, 2016 La enfermedad periodontal En la sociedad actual es muy importante tener una boca sana y cuidada. Esto es sinónimo de salud, higiene y responsabilidad, de tal manera que, además de ser bueno para nosotros, nos puede […]
  • Dentadura postiza: cuidados para alargar su vida19 octubre, 2020 Dentadura postiza: cuidados para alargar su vida Llevar dentadura postiza es una opción válida para volver a disfrutar de una sonrisa perfecta, libre de patologías orales y funcional. Pero, es importante que sepas cómo cuidarla si […]
  • Dientes separados o diastema: conoce sus causas y tratamientos20 julio, 2021 Dientes separados o diastema: conoce sus causas y tratamientos ¿Sabías que tener los dientes separados es conocido bajo el término diastema? Si tu respuesta es no y tienes esta condición en tus dientes, además de desear corregirlo para lucir tu mejor […]
  • ¿Por qué salen llagas en la lengua?26 marzo, 2020 ¿Por qué salen llagas en la lengua? Las llagas en la lengua son una de las afecciones orales más molestas. Desde la Clínica Dental AM Odontología vamos a ayudarte a prevenir las aftas bucales. Para ello, queremos que […]
  • Xerostomía: causas de la boca seca25 mayo, 2020 Xerostomía: causas de la boca seca Tener la boca seca es algo bastante habitual entre la población. Esta sensación de sequedad bucal puede deberse a factores ambientales transitorios o ser algo más complejo y duradero. En […]
  • ¿Un tratamiento de Implantes Sin Dolor?5 julio, 2017 ¿Un tratamiento de Implantes Sin Dolor? Los implantes dentales se han convertido en uno de los tratamientos más solicitados en las clínicas dentales. La principal razón es la gran evolución que ha tenido este tipo de tratamiento […]